TOMATES AL HORNO. CÓMO LOS DE ANTES

 Con un relleno de verduras rehogadas ligadas con una sabrosa bechamel, rellenamos unos tomates que terminamos gratinando con queso. Emplatamos sobre base de bechamel y decoramos con perejil.

INGREDIENTES

  • 2 tomates
  • 3 champiñones
  • una cebolla mediana 
  • medio pimiento
  • medio calabacín
  • 3 cucharadas de aceite de oliva
  • sal al gusto
  • queso rallado
  • perejil picado
    para la bechamel
  • 3 cucharadas de aceite de oliva
  • 2 cucharadas rasas de harina ( o una con copete)
  • 2 vasos de aceite
  • nuez moscada y sal al gusto

ELABORACIÓN

Lavamos los tomates y retiramos una rebanada de la parte superior. Vaciamos su interior y guardamos la pulpa.

Espolvoreamos un poco de sal y una ponemos una pizca de sal en el interior de los tomates, para meterlos en horno precalentado a 180ºC. durante 5 minutos. Tomates y rodajas retiradas.

Mientras rehogamos la cebolla bien picada en un chorro de aceite a fuego medio-bajo. Añadimos el pimiento picado y sal al gusto. Removemos y cocinamos durante 5 minutos. Añadimos después el calabacín y los champiñones troceados. Seguimos cocinando e integramos la pulpa del interior de los tomates que hemos vaciado. Rectificamos de sal y seguimos cocinando hasta reducir el líquido del tomate.

Por otro lado preparamos la bechamel, con aceite y harina. Cocinamos 2 minutos a fuego medio-bajo y añadimos la leche caliente poco a poco. Integramos la sal y la nuez moscada al gusto. Debemos de cocinar durante 20 minutos.

Finalmente añadimos unas cucharadas de bechamel al rehogado de verduras y retiramos.

Solo nos queda rellenar los tomates con el rehogado y cubrirlos de queso rallado, para gratinar a 190ºC hasta obtener el punto que nos guste.

Para emplatar, ponemos una base de bechamel y sobre ella el tomate relleno y decoramos con perejil picado.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Translate